Un elogio que motiva a cualquiera

Matosas no anduvo con vueltas cuando lo consultaron sobre las cualidades de Foyth: “Tiene cosas de Baresi y Beckenbauer”, dos de los mejores centrales de la historia del fútbol mundial. El DT lo quiere disfrutar a pesar de su inminente venta y lo pondrá de titular ante Nacional. Quiénes son y cómo jugaban el italiano y el alemán, los dos mejores líberos de la historia.

27/07/2017 08:24 Noticias
img

“Tal vez suene apresurado porque el tiempo pone las cosas en su lugar, pero veo en Foyth cosas de Baresi y Beckenbauer. Es un jugador con unas condiciones bárbaras que ojalá podamos disfrutar un poco”. En su día de raid mediático, Gustavo Matosas no dudó en soltar semejante elogio al hablar de Juan Foyth, la incipiente estrella que Estudiantes está a punto de vender en una cifra millonaria. El técnico no anduvo con demasiadas vueltas para definir a un futbolista al que no le ve techo y que le ganó la pulseada al histórico capitán Desábato, ya que si no se produce la venta antes del jueves próximo será titular relegando al Chavo al banco de suplentes.

El elogio de Matosas es, sin lugar a duda, uno de los más portantes que recibió el pibe. Porque es su entrenador quién lo dice y porque, además, las comparaciones siempre son odiosas. Pero eso al técnico parece importarle poco. Sabe que tiene un diamante entre sus jugadores y no le tiembla el pulso para utilizarlo y elogiarlo. Algo parecido hizo con el Rusito Ascacibar cuando fue consultado sobre su posible salida: “Es un jugador espectacular, es un tanque de guerra. Si se va lo vamos a sentir, pero contrariamente al caso Foyth, acá estamos cubiertos para reemplazarlo”. 


Volviendo a la comparación original, el técnico mencionó a dos de los mejores defensores que tuvo el fútbol a lo largo de su historia. Franz Beckenbauer fue un extraordinario marcador central y uno de los mejores jugadores que dio el fútbol alemán. Además de futbolista fue entrenador y actualmente se desempeña como presidente honorario del Bayer Múnich, el club de su vida. Fue campeón del mundo como jugador y entrenador y su versatilidad en la cancha le permitió jugar como volante y luego ser un magnífico líbero, una posición inventada por él mismo. Tras jugar 14 temporadas en Bayer Múnich, fue uno de los primeros en pisar suelo estadounidense para apoyar el crecimiento del fútbol en aquel país a cambio de una montaña de dólares. Su retiro fue, tras 20 años de carrera, en el Hamburgo, justo después del mundial de España, en 1982. Su recorrido como entrenador le dio grandes satisfacciones, aunque la más importante fue la obtención de la Copa del Mundo en Italia, en aquella recordada final ante Argentina. Luego, su rol dirigencial en Bayer Múnich lo llevó a ser uno de los organizadores del Mundial 2006 y fuente de consulta permanente en el mundo del fútbol. 

Franco Baresi fue otro gran defensor que para muchos heredó el fútbol que practicó Beckenbauer. El italiano jugó 20 años en el Milan y fue la única camiseta que defendió, además de la de su selección. Con un físico pequeño para la función que cumplía, se las arregló para suplir esas deficiencias con un enorme sentido de la ubicación y una extraordinaria velocidad. Era un tiempista fuera de serie. Ganó absolutamente todo lo que jugó. Vivió distintas etapas con el Milan cuando era uno de los equipos más poderosos de Europa y junto a Paolo MaldinI son los jugadores que más veces vistieron esaa camiseta. Fue campeón del mundo en España 82’ y subcampeón en EE.UU 94’, donde marró un penal en la serie definitoria ante Brasil en la final. Pese a ello, su figura será recordada por su enorme entrega y calidad para manejar los tiempos de una defensa. Fue vicepresidente del Milan, aunque diferencias con el manejo de Silvio Berlusconi lo llevaron a renunciar. 

El tiempo dirá si Matosas exageró o no. Lo que queda claro es que Foyth es una enorme promesa que deberá seguir escalando posiciones para saber cuál será su rendimiento el día de mañana y cómo desarrollará una carrera que promete ser exitosa. Mientras tanto, el técnico desea disfrutarlo un poco ante la proximidad de su venta.

Foto: Prensa Estudiantes.