No arranca

El equipo de Matosas sigue sin aparecer. A pesar de los cambios, empató 0 a 0 ante Colón en Santa Fe y basó el empate en las atajadas de Andújar. Tras unos primeros 20 minutos buenos, no pudo mantener la intensidad y volvió a mostrar viejos problemas estructurales y de funcionamiento colectivo. El martes juega con Nacional para seguir con vida en la Copa Sudamericana…

16/09/2017 08:33 Noticias
img

Estudiantes no logra mejorar sus rendimientos y sigue sembrando dudas en sus actuaciones. Ayer empató ante Colón en Santa Fe 0 a 0 y no hizo más que acentuar el momento de estudio y preocupación sembrado desde el inicio del equipo de Matosas. A pesar de los cambios que hizo el entrenador, el equipo no mostró grandes mejorías y siguió padeciendo una notoria falta de contención defensiva y pocas ideas en ofensiva, a pesar de haber mejorado en los primeros 20 minutos de partido.

Justamente en el inicio del encuentro se vio lo mejor de Estudiantes. Desde los pies de Zuqui, la movilidad de Alemán y las subidas de Sánchez y Dubarbier, puso incómodo a Colón y hasta pudo haber marcado con un remate del ex volante de Boca y una gran aparición de Melano que reventó el travesaño. De allí en más, justo cuando pacía que el equipo recuperaba su memoria ofensiva, su hambre de ganar y su agresión futbolística sucedió todo lo contrario. El rendimiento comenzó a decaer de tal forma que el partido se equilibró, se hizo chato y volvieron los viejos errores.

Motivado por su público Colón salió decidido a ganar en la segunda parte. Los cabios beneficiaron al equipo local que puso en jaque a Andújar en más de una oportunidad. El arquero respondió con solvencia y seguridad, demostrando que su nivel sigue siendo de Selección. El equipo, otra vez, tuvo problemas en el retroceso, a pesar de una leve mejoría por la unión entre líneas. Los pelotazos cruzados a las espaldas de los laterales fueron un problema otra vez y el nivel de Damonte representa una preocupación.

En ofensiva, ni Melano, ni Pavone ni La Gata pudieron marcar diferencias. Pavone sigue jugando de espaldas y a pesar de contar con más compañía, el problema sigue siendo el mismo. A Alemán el partido completo le cuesta y mucho más las responsabilidades defensivas. El ingreso de Cascini le dio al equipo algo de pulcritud en el manejo de la pelota, aunque lejos estuvo de ser determinante.

“Yo creo que jugamos un buen primer tiempo. Después nos caímos un poco, pero es importante no perder en una cancha tan difícil. ¿Si me voy preocupado? No, estoy ocupado en mejorar lo que haya que mejorar", dijo Matosas ante la prensa una vez concluido el partido con una particular mirada positivista. Mientras tanto, el equipo sigue sin convencer y el martes tendrá una prueba de fuego ante nacional de Paraguay.